Lugares

Beverly Hills Tennis Club

Un lugar emblemático y exclusivo cargado de historia por el que han pasado innumerables artistas, estrellas y tenistas por sus canchas.

La pista de Hollywood

Ubicado en Los Ángeles en el 340 N Maple Dr, el Beverly Hills Tennis Club es un lugar emblemático y exclusivo de California por el que han pasado y pasan innumerables estrellas, en su gran mayoría del cine aunque también periodistas, tenistas profesionales y todo tipo de artistas han pegado a la raqueta en sus instalaciones. Casi cien años de historia en sus pistas que esconden relatos conocidos y otros que nunca conoceremos. Sin duda un lugar elitista y con mucha tradición a lo largo de las décadas, en el que si esperas jugar un partido compartiendo pista con cualquier famoso o practicar con algún amigo, la tarifa de iniciación te costará alrededor de 20.000$. Nosotros nos metemos en sus instalaciones por un precio más bajo para que conozcas este glamuroso lugar.

Prohibido actores y judíos

No siempre los actores de Hollywood pudieron jugar al tenis y relacionarse en las instalaciones del Beverly Hills Tennis Club, en un primer momento tenían prohibido el acceso al recinto. El club se fundó el año 1929 por Frederick Beasley Alexander, un extenista que había destacado como jugador de dobles donde había ganado varios Grand Slam, y su socios Milton Holmes y Larry Bachmann. Lo curioso es que estos últimos se desempeñaban como actor y productor en la industria del cine. Quizás lo que habían visto en el sector cinematográfico les había echo pensar que los actores no podían entrar en sus pistas, al igual que los judíos que también lo tenían terminantemente prohibido. Los tres eran los dueños del club hasta la llegada de Fred Perry en 1936 a Los Ángeles, donde estableció su residencia para hacer negocios. El emblemático tenista se asoció con otro de los referentes de la década en el tenis, Ellsworth Vines, con el que decidió invertir en el Beverly Hills Tennis Club. Metieron dinero para renovar las instalaciones, cambiaron las reglas y el recinto se llenó de estrellas. Para celebrar la reapertura planearon un loco partido entre Fred Perry, Ellsworth Vines, Charles Chaplin y Groucho Marx. El encuentro fue extravagante pero también un éxito en el que las gradas se llenaron del la crème de la crème de la ciudad.

Glamour en las canchas

El club no solo servía para jugar al tenis ya que también se usaba como lugar de reunión para almorzar o celebrar eventos, incluso alguna celebridad o deportista se instaló en él durante alguna temporada. El tenista estadounidense Arthur Ashe, número 2 del mundo y ganador de tres títulos de Grand Slam, estableció el recinto como residencia y lugar de entrenamiento con el que mejoró de la mano de Pancho Segura que había sido un buen tenista en la década de los cincuenta y principios de los sesenta. Segura se convirtió en profesor del club sustituyendo a Carl Earn, y sus clases estaban plagadas de estrellas de cine como Ava Gardner, Barbara Marx, Barbra Streisand, Carl Reiner, Charlton Heston, Dean Paul Martin, Dina Merrill, Dinah Shore, Doris Day, Gene Hackman, George C. Scott, Janet Leigh, Julie Andrews, Kirk Douglas, Lauren Bacall, Richard Conte, Shelley Winters o Robert Evans. Pero Pancho Segura no solo entrenó a estrellas del cine, también perfeccionó el juego de grandes campeones como Charlie Pasarell, Tracy Austin,  Stan Smith, o el propio Jimmy Connors al que tutelo desde los 16 años cuando su madre lo dejó en la escuela en 1968. También entrenó a su propio hijo, Spencer Segura, que llegó a jugar en UCLA antes de estancarse y decantarse finalmente por la abogacía.

Era común ver desayunar en el club a Paul Newman, un gran amante de los coches pero que también tenía gusto por el tenis ya que le servía para estar en forma cuando pilotaba bólidos. Billy Wilder, Barbara Stanwyck, Hank Greenberg, Kirk Kerkorian, Neil Simon, Sally Forrest, o Walter Matthau también eran asiduos. Ed Hookstratten, uno de los grandes agentes de estrellas de cine y deporte, celebraba reuniones con muchos de su representados como Johnny Carson, Pat Riley o el propio Vin Scully. Hank Greenberg, gran leyenda del béisbol y exmiembro del club, tiene una placa en su honor en la cancha central. Otro de los entrenadores más reputados que han utilizado sus instalaciones es Nick Bollettieri que desarrollo a grandes tenistas como Andre Agassi, Jim Courier, Mary Pierce o Monica Seles.

Algún que otro periodista también ha echado alguna que otra pachanga, como Sander Vanocur, corresponsal de la NBC que tuvo que tirar su raqueta en uno de estos partidos cuando estaba jugando un partido de dobles el 22 de noviembre de 1963 cuando le llamaron de la tele para comunicarle:

«¡Han disparado al presidente!»

Vanocur tuvo que salir corriendo para cubrir el asesinato del John F. Kennedy, presidente de los Estados Unidos en aquel momento y asesinado en Dallas en junto a su esposa Jackie Kennedy a bordo del Lincoln X-100 presidencial  cuando realizaba una visita política al estado de Texas.

Emocionante fue el almuerzo homenaje a Billy Wilder celebrado en 2015 que reunió a grandes directores del cine como Francis Ford Coppola, Ivan Reitman, Rob Reiner, Steven Spielberg o Stanley Donen. En la actualidad se puede ver en sus pistas a todo tipo de famosos desde Justin Timberlake, Ted Chervin y Chris Silbermann a Tucker Tooley, Bill Block o Leonardo DiCaprio. Naomi Osaka es una de las estrellas del tenis que actualmente se puede ver entrenar en el club, de la que es socia.

Instalaciones

A lo largo del tiempo el Beverly Hills Club Tennis ha sufrido modificaciones en sus instalaciones y actualmente cuenta con unos modernos y cuidados servicios. Cuenta con cinco canchas de tenis de pista dura que se cuidan no todos los días, si no en muchas ocasiones cada hora de utilización. Después de jugar un peloteo puedes continuar con tu entrenamiento en el gimnasio para después darte un buen baño en la piscina y relajarte finalmente en la sauna o el jacuzzi. Después un almuerzo o comida, dependiendo del momento en el que pases por el club, en el restaurante que ofrece servicio completo.

Un servicio de excelencia al alcance de unos pocos para disfrutar del tenis en un lugar con historia que se define más facilmente por las palabras que tuvo hace unos años Nick Bollettieri:

«No hay nada como este club en ningún lugar del país»

Fotografía | Getty Images | Rachael Wright

1 comentario

  1. Interesante artículo sobre este selecto club de tenis, conocido también por el uso de sus pistas por personas famosas. Tiene unas instalaciones exclusivas y con bastantes lujos.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: